+B

Ejercicios de alemán

Más de 100 millones de personas hablan alemán alrededor del mundo. La economía de Alemania es una de las cuatro más importantes del planeta. Con la aplicación de Babbel descubrirás que aprender un idioma y divertirte es una combinación totalmente posible.

Consejos para aprender alemán

Existe un mito de que el alemán es especialmente difícil. Pero esto no vale por igual para los hablantes de todos los idiomas. Si hablas inglés, ya sea como lengua materna o como segunda lengua, ya corres con gran ventaja. Los dos idiomas comparten la misma raíz germánica. Actualmente, el alemán es el segundo idioma más hablado en el continente europeo, aunque se convierte en el número uno si se cuenta la cantidad de hablantes nativos. A nivel global, ocupa el décimo lugar de los principales idiomas, con aproximadamente 100 millones de personas que lo hablan alrededor del mundo.

Alemán

El poderío del alemán

Un gran porcentaje de los logros más impresionantes del mundo se concibió por primera vez en Alemania. Más de cien premios Nobel han sido entregados a alemanes brillantes por sus logros en física, medicina, química, literatura y otras áreas. Por todo esto, el idioma alemán es muy importante dentro de la comunidad académica. De hecho, ocupa el segundo lugar como el lenguaje científico más utilizado. Alemania es la economía más grande dentro de la Unión Europea y la cuarta más influyente del mundo. Es el hogar de una gran cantidad de empresas multinacionales, como Siemens, Volkswagen, Adidas, Lufthansa, BMW, entre muchas otras. Además, ha contado con grandes pensadores, compositores y escritores, como Goethe, Kafka, Mann, Mozart, Bach, Beethoven, Wagner, Kant, Nietzsche, Heidegger, entre una lista por demás de extensa.

Es cierto que en alemán las cosas se complican porque puedes decir lo mismo en cientos de formas diferentes, el lenguaje hablado es terriblemente distinto del escrito, cuenta con tres géneros para sustantivos con una elección problemáticamente aleatoria y muchos sonidos son difíciles de pronunciar. Pero también existen puntos que facilitan el aprendizaje: es un idioma con pocas excepciones a las reglas gramaticales, hay escasas normas de pronunciación y los sustantivos se reconocen por la letra mayúscula del comienzo. Para hacer aún más llevadera la enseñanza de alemán, Babbel tiene para ti una aplicación con ejercicios multimedia para que te diviertas además de aprender. Podrás probar la aplicación con una clase de prueba gratis y luego suscribirte de manera mensual o cada 3, 6 o 12 meses.

Por qué descargar la aplicación

Si te estás preguntando cómo se puede practicar un idioma tan diferente al tuyo desde los niveles más principiantes, la respuesta es a través de los ejercicios de alemán. Con este método, podrás aprender más de 3000 palabras de vocabulario, gramática en contexto, dicción, comprensión de textos y entendimiento de diálogos en formato de audio. La característica principal de esta plataforma es que los cursos están diagramados para cada lengua en particular. Es decir, si estudias alemán y eres hispanohablante, tu curso será diferente al de un anglosajón. A medida que vas avanzando en las lecciones, la interfaz te comenzará a recordar aquellos contenidos que no has entendido a la perfección. Así, si lo deseas, puedes regresar y practicar lo ya estudiado sin perder el nivel al que has llegado. Babbel te dará acceso también a una comunidad de hablantes nativos de alemán para que practiques tu destreza oral.

Ejercicios de alemán

¡Vamos al lío!

Llegó el momento de descargar la aplicación para pasar a la práctica. Una vez en la interfaz de Babbel, tú eliges el curso adecuado para ti y luego comienzas a realizar los ejercicios de alemán. En conclusión, habrás notado que el aprendizaje de este idioma te abre innumerables puertas tanto en el ámbito laboral como académico. Si deseas vivir en uno de los países que ha tenido los intelectuales más influyentes, saber alemán te ayudará a ser parte de ese mundo. Practica con nativos de manera online para luego estar preparado para enfrentar conversaciones cara a cara sin ningún tipo de tapujos ni titubeos.